Ni Bolsonaro ni Lula, ¿quién ganó el primer debate presidencial en Brasil?

Ni Bolsonaro ni Lula, ¿quién ganó el primer debate presidencial en Brasil?

Una encuesta realizada entre indecisos reveló que Bolsonaro fue el que peor desempeño tuvo durante el debate en el que dejó relucir toda su violencia y misoginia.

La senadora Simone Tebet, la candidata del ex presidente Michel Temer y apoyada por parte del mercado financiero y grandes medios como la cadena Globo, fue considerada la vencedora del primer debate entre aspirantes presidenciales de Brasil por una encuesta entre indecisos, que consideraron que el peor desempeño fue el del presidente Jair Bolsonaro.

El primer debate encontró a un Bolsonaro más agresivo de lo esperado por su propio equipo -llegó a agredir a una periodista y a la senadora Tebet- mientras que el líder en las encuestas, el ex presidente Luiz Inácio Lula da Silva, comenzó con moderación y sin querer polemizar, aunque con el correr del tiempo alcanzó algunos niveles de agresividad contra el actual mandatario.

Pero sin dudas el primer debate de la cadena Bandeirantes acaparó la atención de Lula y Bolsonaro, que entre ambos están capitalizando el 80% del electorado, aunque el rol central lo tuvo, entre los indecisos, la senadora Tebet, del Movimiento de la Democracia Brasileña (MDB), según un sondeo de Datafolha.

Una encuesta cualitativa entre indecisos que siguieron el cruce de ideas catapultaron a Tebet como una posible candidata con capacidad para crecer en las encuestas.

El mejor desempeño en el debate fue de Tebet, que recibió el 43% de apoyo, seguido de Ciro Gomes con 23%. Estos indecisos conocieron el pensamiento de Tebet en el debate pese a que ella es senadora nacional y ha sido invitada recurrentemente a la televisión pese a que tenía entre 3 y 4% de intención de voto.

Tebet prometió una paridad de género en el gabinete mientras que Lula, por ejemplo, dijo que no podría comprometerse a ello.

El jueves se conocerá la encuesta Datafolha donde se medirá el impacto de la primera semana de campaña y el resultado del debate en la TV bandeirantes.

Las perspectivas no son buenas para Lula si se tiene en cuenta la reacción de los indecisos, sobre todo para juntar apoyos para intentar vencer el 2 de octubre en la primera vuelta, para la cual precisa la mitad más uno de los votos.

Según los que vieron el debate, el 51% dijo que el peor fue Bolsonaro, sobre todo porque hizo comentarios misóginos contra una periodista y contra Tebet.

Lula fue el segundo peor con 21%, y según la encuesta tuvo el mayor índice de evaluación regular, con 35%.

Según señaló una fuente del PT cercana a la campaña de Lula, el ex presidente demoró en reaccionar ante los ataques de corrupción hechos por Bolsonaro pero se recuperó en el final del debate. El saldo no fue positivo para Lula, que está siendo reclamado en las redes por no haber levantado más la voz contra el presidente cara a cara, sin buscar cierto centrismo.

En tanto, según fuentes del Partido Liberal, la campaña de Bolsonaro buscará reducir la presencia del mandatario en debates y apariciones periodísticas de cara a mantener firme su electorado y disputar el voto de los más pobres que comenzaron a recibir el Auxilio Emergencial hasta fin de año.

La jefatura de la campaña de Lula estima que Tebet ayudó a desgastar a Bolsonaro, así como el magnate libertario Felipe D’Avila, del Partido Novo, ex bolsonarista, y sobre todo la senadora Soraya Thornicke, del derechista Unión Brasil, que se encargaron de erosionar al gobierno sobre todo por el carácter del mandatario.

En el debate Lula eligió a Tebet para compartir visiones críticas a Bolsonaro, sobre todo por la pandemia. La senadora, aliada del agronegocio en Mato Grosso do Sul, estado ganadero y sojero limítrofe con Paraguay, aprovechó el vacío dejado por la organización y se erigió como abanderada de la agenda identitaria.

Tebet pudo haber tenido también el efecto de haber sido agredida por Bolsonaro justamente cuando él fue acusado de misógino.

“Usted es una vergüenza para el Senado, no me vengas con ese cuento de que ataco mujeres, de victimizarse”, dijo Bolsonaro a la senadora que integró el año pasado la comisión parlamentaria del Congreso que lanzó 11 acusaciones de delitos contra el presidente por su rol y omisión en la pandemia.

Tebet fue, informó el canal Bandeirantes, una de las principales búsquedas de los usuarios en Google durante el debate.

La senadora es hija de Ramaz Tebet, dirigente del MDB de Temer y José Sarney, un descendiente de libaneses que fue ministro de Infraestructura de Fernando Henrique Cardoso (1994-2002), del Partido de la Social Democracias Brasileña (PSDB).

Ella representa la cara del gobierno de Temer tras el derrocamiento de Dilma Rousefff, que unió al MDB con el PSDB: los dos años de esa gestión llevaron adelante el techo del gasto fiscal por dos décadas y la reforma laboral.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *