Presentan un proyecto para que los presos no puedan votar

Presentan un proyecto para que los presos no puedan votar

La iniciativa encabezada por diputados de Juntos por el Cambio busca derogar la normativa del derecho al voto de las personas privadas de su libertad

El diputado nacional de Juntos por el Cambio, Alberto Asseff encabeza un proyecto de ley presentado este martes en el Congreso que busca que las personas privadas de su libertad no puedan votar en las elecciones.

La iniciativa, presentada en la Cámara de Diputados y Senadores y que lleva la firma de otros diputados de JxC, tiene como propósito la derogación de la Ley N° 25.858 que modifica al Código Nacional Electoral con respecto al derecho al voto de las personas que están presas.

Entre los fundamentos, Asseff consideró que “dicha norma es un mero recurso para la obtención de votos por parte del Poder Ejecutivo, teniendo en cuenta el perfil de electorado del oficialismo”.

“Insistimos que los fondos que se destinan a estos actos, bien podrían ser utilizados en favor de su propia seguridad y mejoramiento de condiciones de infraestructura carcelaria, pues es sabido el hecho de las deplorables condiciones sufridas por las personas privadas de la libertad, contrariando parámetros constitucionales y de pactos internacionales de Derechos Humanos”, añadió el funcionario.

La propuesta lleva también las firmas de los diputados Gerado Milman, Carlos Zapata, Héctor Stefani, Francisco Sánchez, Alejandro Finocchiaro, Pablo Torello, Jorge Vara, Maru Sotolano, Virginia Cornejo y Gerardo Cipolini.

Según indica el proyecto, “el procedimiento para el sufragio para personas privadas de la libertad implica una erogación económica que obviamente debe ser afrontado por las arcas del Estado” y propone que el dinero “podría destinarse a calidad y mejoras de la situación carcelaria de los mismos internos a los que el oficialismo intenta ‘beneficiar’ con el otorgamiento del sufragio”.

Sobre este punto, argumentaron que “para llevar a cabo las elecciones en ámbitos carcelarios se requiere de una organización e infraestructura especial que implica reforzar la seguridad”.

Cabe recordar que los detenidos argentinos que estaban procesados con prisión preventiva votaron por primera vez en las elecciones del año 2007, cuando finalmente fue derogado el artículo 3 inciso D del Código Electoral Nacional.

En febrero de este año, además, la Corte Suprema de Justicia dejó firme un fallo emitido por la Cámara Nacional Electoral en 2016, en el cual se garantiza el derecho al voto para aquellas personas que se encuentren condenadas en causas penales.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *